Martín Ponte en el patio de su casa

El entrerriano se quedó con la pole de la tercera fecha de TopRace, en su tierra, superando a su compañero de equipo Agustín Canapino que logró revertir un sábado complicado.

El último corte clasificatorio del TopRace puede ser un presagio de lo difícil que será la competencia del domingo. Con 60 minutos más una vuelta de carrera por delante y un plan estratégico que desafía a propios y extraños, el domingo se presenta como una nueva batalla dentro de la final de TopRace.
Este sábado el primer golpe lo dio Martín Ponte, el local, el entrerriano que fue trabajando de menor a mayor durante las sesiones de ensayos. Poco a poco fue encontrando un auto firme y veloz que pudo aprovechar al máximo durante los cortes clasificatorios.
Ponte nunca mostró todo el potencial de su Mercedes Benz, fue administrando el desgaste del neumático y aprovechando el estado de la pista que mejoraba con el correr de las vueltas. Siempre se mantuvo cerca de Agustín Canapino.
El campeón empezó el sábado con el pie izquierdo. Con un auto que se mostraba muy difícil de manejar pero que se presentó como un desafío para el Sportteam. Había que recuperar la competitividad del auto campeón.
Ante este panorama también había que sumar a Matías Rossi y a Franco Girolami que asomaban como fuertes candidatos a pelear por la pole. De hecho fue así y entre ellos lo que llegaron a la última etapa de clasificación cuando caía la tarde.
El entrerriano, Martín Ponte con el Mercedes Benz del equipo Sportteam cerró una excelente vuelta y marcó 1m46s253 superando a su compañero de equipo Agustín Canapino por solo 0s068 ya que el arrecifeño marcó 1m46s321. La tercera poaisicón fue para Franco Girolami y el Mitsubishi del equipo Mitsubishi 3m Racing que logró una vuelta de 1m46s420 y terminó a 0s167 de la punta.
La cuarta colocación fue para Matías Rossi con el Camry del equipo Toyota Gazoo Racing que marcó un registro de 1m46s469 ubicado a 0s216 de Ponte.
Detrás de ellos había terminado Diego Azar en la quinta posición sin poder registrar un tiempo importante. Pero al finalizar la prueba al joven piloto de Del Viso se le retiraron los registros por técnica.
La sorpresa la dieron Mariano Altuna (Chevrolet Cruze), Gabriel Ponce de León (Toyota) y Néstor Girolami (Ford) quienes no lograron sortear la primera manga clasificatoria y mañana domingo deberán largar retrasados en la grilla de partida.
Detrás de Rossi y con la exclusión de Azar quedaron ubicados: Quinto Ricardo Risatti (Fiat Tipo), sexto Juan Bautista De Benedictis (Mercedes Benz), séptimo fue Lucas Guerra (Toyota), octavo finalizó Diego Ciantini (Mercedes Benz) y noveno fue Humberto Krujoski con el Chevrolet Cruze del SDE Competición.
El domingo abrirá la actividad con una prueba de Tanques Llenos que cerrará la estrategia a utilizar por parte de cada uno de los equipos para enfrentar la final que se plantea a 60 minutos más una vuelta de duración.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *